Otra vez cayó el hijo de la exdiputada Gladys Soto, esta vez, sospechado de utilizar los inhibidores de alarma

0
0
El detenido, sospechoso por cometer ilícitos bajo la nueva metodología con inhibidores de alarmas, resultó ser el hijo de la ex diputada nacional por el peronismo, Gladis Soto. El joven de 30 años fue detenido en las últimas horas por evadir un control policial y resistirse a la autoridad e incluso lesionar a un agente. Además, el auto en el que viajaba tenía las mismas características que el denunciado en redes sociales y medios digitales por la utilización de los mencionados inhibidores.
Con un frondoso prontuario el hijo de la ex subsecretaria de Memoria, Verdad y Justicia -durante el Gobierno de Domingo Peppo- Facundo Eduardo Campos, alias Chuky, volvió a caer y se encuentra detenido en la comisaría Segunda de Resistencia.
Campos fue detenido varias veces por protagonizar diversos ilícitos: en 2012 protagonizó el robo a un docente que descendía de su auto; en 2009 fue arrestado por un tiroteo con la policía, lo acusaban de intentar asesinar a un joven que recibió un disparo en la espalda; también fue detenido por poseer 69 gramos de cocaína en el auto de su madre, oportunidad en la que Soto denunció que la Policía se los plantó u habló de persecusión política; en 2011 Campos volvió a ser centro de las noticias tras atropellar a un policía; también fue detenido por robar un cyber, episodio en el que resultó baleado el dueño del local, se lo acusó, en ese momento, de tener colaboración con la policía ya que se encontraba detenido al momento de cometer el hecho; protagonizó además, en 2018, el robo a un estudio de arquitectura, de donde sustrajeron casi medio millón de pesos.
NUEVO DELITO
Sucedió ayer a las 19. El joven aceleró por la avenida Lavalle, al ser advertido por los agentes policiales que detenga su marcha. Fue entonces cuando comenzó la persecución con la voz de Alto Policía y se solicitó colaboración.
Finalmente fue detenido en la intersección de La Rioja y Andreani con la colaboración del servicio externo de la comisaría Décima. Campos bajó del auto y también lo hizo su acompañante, una mujer que “tomó un bolso negro y salió corriendo por un pasillo”, según consta el parte policial.
Los agentes intentaron demorar al joven, pero éste comenzó a forcejear “lanzando golpes de puños y patadas” hacia los policías, fue entonces cuando se logró demorarlo.
Al solicitarle documentación, Campos no tenía ninguna que acredite la propiedad y tenencia del vehículo y fue finalmente trasladado primero a la División de Medicina Legal y luego a la dependencia policial.
VINCULACIÓN CON INHIBIDORES DE ALARMAS DE AUTOS
Según detalló la Policía, las características del vehículo utilizado por Campos coinciden con las denunciadas, a través de redes sociales y medios digitales, por ilícitos cometidos con inhibidores de alarmas en la zona de micro y macro centro de Resistencia.
Hecho que investiga la Policía de la provincia y que, con esta detención y secuestro del mencionado vehículo, podrá avanzar.
Se trata de un vehículo de marca FIAT, modelo UNO de color rojo, sin patente.
Así las cosas, el fiscal en turno, Asis de Obaldía Eyseric dispuso la aprehensión de Campos por “supuesta resistencia y atentado contra la autoridad”.

Comentários no Facebook